La accesibilidad con un bebé en un entorno hostil

Salir a pasear con un bebé es divertido y relajante pero en ocasiones puede transformarse en una auténtica aventura capaz de hacer perder los nervios hasta a los papás más tranquilos.  

Si entras a una cafetería, comercio o edificio público te puedes encontrar con un espacio reducido o con escaleras, puertas, etc. que hacen que la accesibilidad en el interior del local con un carrito de bebé sea casi misión imposible (imaginad si es un carrito gemelar)…

Una batalla es el momento de cambiar el pañal a nuestro retoño. Primero debes comprobar que hay espacio para entrar con el carrito. Ya en el interior te das cuenta de que ¡no hay cambiador para bebés! Yo he tenido que improvisar un cambiador con dos taburetes altos, con todos mis sentidos alerta por el riesgo de que Gonzalo se cayera al hacer un movimiento inesperado.  

Por no hablar de que los cambiadores suelen estar sólo en los aseos de mujeres. Si es el papá quien va con el bebé y en los aseos de hombres no hay cambiadores, ¿dónde le puede cambiar? Afortunadamente, cada vez hay más lugares con baños públicos de hombres que tienen cambiador de bebés. Algunos de ellos son el Madrid Arena, la Cineteca, el Matadero, el Museo del Prado, el Conde Duque, el Teatro Español o el Fernán Gómez.

En algunos de estos edificios han sido colocados baños para personas con diversidad funcional, son unisex, así que pueden usarlos tanto hombres como mujeres.  En España no existe una normativa que obligue a colocar los cambiadores en lugares unisex. En Estados Unidos ocurría lo mismo hasta el pasado año, cuando entró en vigor la llamada ley Babies, que obliga a colocar cambiadores en todos los edificios públicos, tanto en el baño de hombres como en el de mujeres.  

Otro obstáculo que encontramos l@s papás y mamás es el reducido espacio de algunos establecimientos, en los que entrar con un carrito de bebé es toda una hazaña. Los pasillos son tan estrechos que es fácil que algún producto de las estanterías termine en el suelo.

Por último, están mis favoritas: las escaleras. Por ejemplo, en el metro son muchas las estaciones en las que no hay ascensor ni escaleras mecánicas para bajar al vestíbulo y a los andenes (Bilbao, Quevedo).

En el andén de la línea 2 al vestíbulo en Sol no hay ascensor ni escaleras mecánicas con lo que la única opción es coger el carrito y subirlo o bajarlo a pulso por las escaleras. Y en la estación de Avenida de América, en la correspondencia de la línea 4, tampoco hay ascensores ni escaleras mecánicas para bajar al andén, en las que dicho sea de paso hay un lindo icono que prohíbe subir con carritos de bebé.  Para haceros la vida un poco más fácil, añado un plano de Metro en el que están señalizadas las estaciones accesibles y las que no lo son. Espero que toda esta información os sea útil.

¡Síguenos y comparte!

2 comments

  1. Precisamente hace poco visité el nuevo edificio de una fundación artística, que ha sido construido siguiendo todas las normas de accesibilidad y sostenibilidad. Cuál fue mi asombro cuando vi que el cambiador solo estaba en el baño de hombres! Cuando me quejé a uno de los responsables, me contestó diciendo que si un padre tiene que cambiar a un bebé puede entrar en el baño de mujeres (sí, claaaaro, seguro que lo hace!!!! Anda ya!!!) y que no lo pusieron en el baño de hombres porque no cabía, cuando por supuesto había sitio para poder poner un cambiador de pared. La cuestión es más bien cambiar de mentalidad…

  2. Es claramente un cambio de mentalidad, como dice Ambra.
    Nosotros este año hemos parado en un sitio de la carretera de Valencia que se llevaba el 10 a “baby friendly” de todos los que he visto. No solo había columpios y tronas, es que había juguetes y sillitas del tamaño de los más peques… Y el cambiador era un cuarto a parte. Pudiendo entrar uno o los dos, como de hecho hicimos.
    Me gustó tanto, que les felicité en la barra y creo que pararemos siempre allí, cuando vayamos hacia Valencia!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *